Cananabinoid System

El cuerpo humano es una máquina increíblemente compleja de actividades que ocurren en nuestros diferentes órganos para poder tener todas nuestras necesidades cubierta, ya sea comer, respirar, reproducirse….así como defendernos de diferentes agentes externos, virus, microbios etc sentir placer – todo lo que se nos pueda ocurrir dentro de nosotros mismos, lo genera y produce nuestra propia maquina ¿cómo ocurre todo esto? Vamos a intentar resumir para tener una visión general de estos procesos.

Nuestro cuerpo funciona de forma independiente, esta formado por millones de células, que tienen necesidades diferentes y actúan de manera diferentes dependiendo de las células que sean, estas células se organizan dependiendo de su función y estructura, formando a su vez los diferentes órganos del cuerpo humano. Cada órgano tiene una función distinta en nuestro cuerpo, el órgano principal que tenemos es el cerebro, dentro de sus funciones encontramos el de controlar a los demás órganos, procesar toda la información recibida de estímulos externos e internos.

Wirkungsweise THC

¿Qué es nuestro sistema endocannabinoide?

Podemos decir que es parte del sistema nervioso, es un sistema de comunicación intercelular. Uno de los principales actores en este sistema son los receptores cannabinoides CB1 y CB2. Podemos entender que los cannabinoides actúan como la llave de un candado molecular, se conectan a los receptores CB1 y CB2 que se encuentran en la capa exterior de nuestras células nerviosas no sólo del cerebro y la médula espinal, también en las células del corazón, el intestino, los pulmones y otros órganos, es decir los cannabinoides actúan como mensajeros químicos.

Todo esto llevo a los investigadores a preguntarse, concretamente el equipo de investigación de Raphael Mechoulam, ¿Porque existen unos receptores específicos para esas moléculas? Tras muchas investigaciones, en los años 90 descubrieron que nuestro cuerpo genera de forma natural un cannabinoide la anandamida.

Anandamida o araquidonoiletanolamida (AEA), compuesto químico orgánico que forma parte de una misma clase de mediadores lipídicos de acción prevalentemente holócrina y parácrina colectivamente conocidos como endocannabinoides. La AEA es un neurotransmisor que imita los efectos de los compuestos psicoactivos presentes en la planta del cannabis llamados cannabinoides. Este compuesto, cuyo nombre deriva, por la sensación que produce, de la palabra sánscrita ´ananda felicidad, paz y la palabra usada en química “amida”. (wikipedia)

Este sistema también lo podemos encontrar en las plantas, una de estas plantas es la planta de cannabis, de ahí viene su nombre (sistema endocannabinoide) de los cannabinoides presentes en la planta. Numerosas investigaciones han demostrado que los cannabinoides actúan sobre el sistema endocannabinoide, los neurotransmisores, influyen en los receptores y actúan en parte de forma antagonista (inhibición). Esto también puede explicar los efectos psicoactivos, ansiolíticos, analgésicos o calmantes de la planta de cannabis.

El sistema endocannabinoide obviamente tiene un efecto regulador sobre los sistemas nervioso e inmunológico.
La planta del cannabis contiene más de 100 cannabinoides, con muchas propiedades terapéuticas que pueden ayudar al ser humano, estos descubrimientos de los cannabinoides han abierto una puerta a la investigación sobre los procesos que ocurren en nuestro organismo, como pueden actuar estos compuestos y así poder hacer un uso no solo recreativo sino terapéutico del cannabis.

Investigaciones recientes han demostrado que los endocannabinoides desempeñan un papel importante en los trastornos de ansiedad. Otros procesos fisiológicos que involucran el sistema endocannabinoide también incluyen dolor, insomnio, falta de apetito o cáncer.

0